sábado, 18 de abril de 2009

PEQUEÑA REFLEXIÓN SOBRE MI MEMORIA, o el amor a las palabras

Últimamente he estado pensando y dando vueltas a las imágenes que marcan mis recuerdos con unas huellas que, no sé por qué, me imagino en permanente cambio, como si yo, al margen del preciso y precioso trabajo de atesorar y guardar, inconscientemente las enriqueciera colocando una flor aquí, un aroma allá, una caricia en aquel lado. De tal manera que, siempre me resulta grato volver a pasar mi mirada. Y supongo que asimismo, cambiarlas o adaptarlas.
Porque, sé que hubo dolor y pena, pero permanecen agazapados y tan sólo pinchan o muerden, cuando conscientemente buscamos su recuerdo. A veces también surgen espontáneos y entonces humedecen los ojos cansados, pero el dolor llega mitigado por la superación, por la aceptación, incluso por una añoranza madura, sabida y conocida.
Claro que hubo de todo en tantos años: enfermedades infantiles, dolor, preocupación, inquietudes, algunas mentiras, deseos insatisfechos..., pero es que también hubo sonrisas, muchas risas, canciones, pandeiros, juegos y sueños, posibles e imposibles, con realidades impuestas.
Pienso que, sobre todo había y hubo mucho amor y para mí, trasciende el ámbito del tiempo y sigue aquí bañando y regando, como las olas bañan, para que no mueran ni desaparezcan, las orillas de los arenales en las playas. Aunque, también como esas olas, a veces arrastren y se lleven esencias, que en otras ocasiones, depositan con placer.
Creo que eso es precisamente lo que mantiene mis manos atadas a los recuerdos. Mi vida, al margen de toda la realidad y cotidianidad, siempre tiene una mano tendida y una atención puesta en aquel lugar y, sobre todo, en aquellas experiencias, objetos y hacia los seres que fueron y fuimos.
Es tan así, que un aroma en cualquier restaurante, o la luz que me regala el día, una flor, una persona, una música, un incendio, una foto o un reflejo, una noticia en un periódico y, a veces tan solo una sensación repentina, un estremecimiento interior, me lanzan por el espacio a encontrarlos.
A encontrarnos en aquel espacio de nubes y cielos abarrotados de estrellas.
Y, sucede que allí me faltan los de aquí , pero como son reales, no tengo sensación de que los abandone, van adheridos a mi piel aunque no intervengan: tampoco los extraño en esos leves momentos que paseo por otra vida que no es la suya, ni siquiera la mía, aunque me haya conformado y provenga de ella.
Así, mis miradas ahora, descubren nuevas y gratas cosas y pienso que las tasan en su justo valor, aun con el, quizá imprescindible, trabajo de pasarlas por el tamiz del acicalado , redibujado y coloreado.
Es también posible que sea así porque, mi afición a la pintura, a la música y a todo lo bello, como una creadora frustrada y mal dotada para tan altos menesteres, no tuviese otra opción que ésta, la del recuerdo reflejado y preciado. Sabiendo además, que esta reflexión, que brota de un corazón agradecido, pueda estar lavada y galvanizada por un olvido selectivo.
Todo, gracias a palabras derramadas y a mi querencia por ellas y por los vericuetos, atajos y caminos que nos muestran. Tantos, como personas distintas las utilicen con pasión, apego y ternura.
Imagen: Susana Soto Poblete: "Frida pensativa".

22 comentarios:

entresuelos dijo...

maravilloso blog, me encantó. el dibujo de frida alucinante. un saludo.

Melba dijo...


Penas o alegrías...¡Difícil sustraerse a los recuerdos!

Los recuerdos alegres debemos sujetarlos con fuerza y los tristes, tratar de lanzarlos al viento...

Grata lectura.

Salud♥s

XoseAntón dijo...

Precioso homenaje a las palabras, sin duda, en ellas se reúne pasado, presente y futuro como si fuesen uno, gracias a ellas podemos ir y venir a través del tiempo; al final son eso: una máquina del tiempo.

Bikiños

Simetha dijo...

Hemos cruzado nuestras miradas a nuestras letras. Escribimos sobre el amor a nuestras palabras de una forma tan extrema y a su vez más unida que cualquier otra.
Que paz, que dolor, que suenio... momento de rara belleza, aislada, tranquila y la mente no lo ha estropeado... mi dolor ha ido más alla de lo pretendido, gracias por abrazarlo fonsi. Dejo mi beso.

Alles Liebe
^^(°°)^^

La sonrisa de Hiperión dijo...

"gracias a palabras derramadas y a mi querencia por ellas y por los vericuetos, atajos y caminos que nos muestran"

Todos los caminos llevan a Roma... sobre todo si en Roma está a los que se aprecia...

Saludos!

Poseidón dijo...

hola,
la fuerza de la palabra es eso tiene mucho poder..
Ame, deseo un fin de semana feliz a todos
ABRAZOS

Aldabra dijo...

Gracias por visitarme, pasaré en otro momento para leerte con calma que ahora estoy muertita.

biquiños,

Dante dijo...

Los recuerdos, las palabras, esos espacios y tiempos compartidos, regresan para quedarse cada vez que se los convoca, y si además van ligados de las palabras justas para transmitirlos, que más pedir? Excelente entrada. Reflexiva y emotiva, preciosa. Un gustazo leerla. Dejo un beso.

Inés dijo...

Fonsilleda que retrato de momentos de vida a través de sensaciones dejaste, precioso!
Te deseo, también a mí y a todos que el amor trascienda el tiempo y siga bañando y regando, como las olas bañan, para que no desaparezcan las orillas de los arenales en las playas.
Bicos

Zoe dijo...

Como casi todo, cada cierto tiempo miramos atrás, recordamos y olemos, saboreamos momentos y seres queridos... todo como en un balance en el borde del camino. Me gusta entrever en tus textos esos momentos y también otros del presente en otros caminos que se tejen en torno tuyo. No abandonas y no hay conformismo en lo que escribes, hay calor y cariño..amor a los presentes de una y otra senda , a la ternura , a la belleza y al arte. La pasión la pones tú para nosotros un bello regalo...

ya sabes hadastraza cuanto te....

Bicos de Zoe, Inastante e Ina

Tétis dijo...

Fonsilleda,

Sempre que por aqui passo fico fascinada com a tua escrita. Consegues descrever tão bem situações, sentimentos, sensações que penso que sou eu que as estou a viver, a sentir, a tocar-lhes...

É bom recordar, já lá diz o poeta que "recordar é viver". Mas nem sempre as recordações são boas e fazem-nos lembrar alguns momentos dolorosos das nossas vidas, momentos que queremos esquecer, apagar, mas que a nossa memória teima em torná-los presentes e bem vivos.

Obrigada amiga, por mais esta preciosidade de texto. Sou tua admiradora incondicional!...

Beijos amigos.

Manuel Montesinos dijo...

Siempre que leo tus escritos, y sobre todo, cuando son serios, como el actual, observo que eres una nostálgica compulsiva. Yo, a estas alturas, empiezo también a notar todo lo que has descrito. Ciertamente, un olor, una persona, una música, son suficientes para trasladarme instantáneamente a esos lugares. Siempre que te expresas de esta manera, se puede decir que me voy contigo.
Un beso, señora mía.

Javi dijo...

Leí en algún sitio que los recuerdos son el combustible que nos hace seguir día a día a través de la vida. Pero tu forma de hablar de ellos, de usar las palabras de esa forma precisa y preciosa, me ha parecido tan llena de belleza que me has dejado sin palabras o, quizás mejor, la memoria asociará mis recuerdos a estas tus palabras.
Gracias.
Bicos.

anabel dijo...

Fíjate que te estaba leyendo y mi cabecita ponía notas a tus palabras. "Im Abendrot", de Richard Strauss.
Como tú, soy una apasionada de la belleza. De su sencillez.

Es tan bonito leerte, amiga... Llega la calma a mi corazón.

Besos hermosos hoy para ti.

Manel Aljama dijo...

Pasar la mirada por los recuerdos no siempre es nostalgia ni tampoco significa estar atado a ellos, puede ser como una reafirmación de un unas circunstacias que se han superado y de tanto en tanto necesitas reafirmar eso, que se han superado y que de todas formas están ahí en el recuerdo y forman parte de ti.
Un bonito texto evocador que te invita a reflexionar y que es de lectura recomendable.

Balteu dijo...

Una entrada muy bonita Ana, las palabras y los recuerdos, unas llevan a los otros y muchas veces viceversa, no? Lo interpretas tan bien que da gusto leerlo, o quizás es la magia, la soltura y la maestría con la que escribes.
Me encantó leerlo.

Un acio de bicos.

Internautilus dijo...

Alguien dijo -y no hace mucho- que "la nostalgia ya no es lo que era", en un virtuosismo hiperbólico. No obstante, la nostalgia es algo con lo que se vive -yo vivo con ella, cada día- y de ello no me arrepiento. Si como a tí te trae mundos positivos, mucho mejor.
Respecto a como cuentas estas cosas...ya sabes, ya conoces mi devoción por ti, dulce y admirada Ana.
V.

auroraines dijo...

Fonsilleda si pasas por mi blog hay un premio-reto que comparto y te elegí ;)
Bicos

José do Neto dijo...

¿Somos lo que recordamos?
Aunque la propia escritura te recompense, es preciso, creo yo, ofrecerte dones que permitan estimular, si cabe más, tu esfuerzo continuo por abrirnos ventanales de aire fresco. Las ofrendas, si llegan, no desean más que compensar, mínimamente, tu fiel reflejo notarial de esas ideas y pensamientos que han sido parte del imaginario de algunos mortales que deambulamos por tus páginas. A esos otros nos agrada que haya quien de mostrar, con tanta riqueza en una palabra autodidacta, lo que no seríamos capaces de hacer aunque pusiesemos todo el empeño en ello. Déjanos, al menos, poner en evidencia nuestro respetuoso, saludable y especial afecto. Sirva ello, también, como positivo refuerzo que te sirva para llevar a cabo el deseo de superación permanente que posees.

Mónica dijo...

Los momentos, las palabras, las imágenes, las vivencias(buenas y otras veces malas)... forman parte de nosotros mismos y es importante conservarlas no para vivir en ellas sino para avanzar y aprender porque de todo en esta vida, se aprende, al fin y al cabo yo creo que una de nuestras misiones es precisamente esa: aprender de todo aquello que nos rodea para enseñar a las generaciones futuras.

Un saludo Ana.

José do Neto dijo...

Manifestaciones
¿Dónde están aquellas palabras derramadas en paisajes modulantes?
¿En qué lugar está la amable ligereza expresiva de aquel corazón agradecido?
¿A que sitió huyó aquella serena y amable partitura colorida?
Acude pronto a nós, Señora do Trasdeza. Da vida a tus virtuales y candorosas páginas.

Tétis dijo...

Olá,

Tens um miminho no nosso blog. Vá lá e trá-lo para o teu. Está no final do post mais recente "Maio, mês das Flores".

Um beijo amigo.